Proyecto Ruta 66

El Gran Sueño Americano a lo Esteso

Sólo de pensarlo ya me entran los nervios y todavía nos quedan meses y los que llevamos vividos con los billetes comprados… Si es que mi hermana es así…, rapidito a reservar para tener los mejores vuelos (con poca escala) y los mejores hoteles (que luego no hay). Dicho y hecho…

El año pasado estuvimos en Chicago y si la excusa fue ir a visitar a mi sobrina que residía allí, pasamos unos días maravillosos haciendo turismo en una ciudad que nos enamoró.

I  Chicago!

Una ciudad poco turística, ya que no es la típica y emblemática New York, pero con un #noseque #quenoseyo cautivador.

DSC00583

Y una mañana como cualquier estaunidense más, con un café en la mano largo y sin sabor (imagina mi metro y medio, las bambas, morena de haberme pasado horas al sol en el mes de Agosto, con la cámara colgando y la GoPro con el palo selfie), una autóctona más, vamos… paseando por las calles de esta ciudad, casualmente nos encontramos con la señal vertical que anunciaba el inicio de la Histórica Ruta 66.

Ostras!!!! Nos miramos y se nos iluminaron los ojos a las dos!!! “¿Te imaginas, tata? La Ruta 66 debe ser lo más!!!”

Y como siempre responde ella en casos así: “La vida da muchas vueltas… quién sabe si algún día…”

Cuando lo menciona de esa manera tan suya siempre me hace sonreír mientras pienso en lo “optimista” que es… pero el caso es que un día de Febrero, nos reúne a mi sobrina y a mí y nos plantea sin más vueltas y sin quizás de por medio, hacer las tres juntas la Mítica Ruta 66.

Estuvimos gritando alrededor de media hora sin medida y sin control. A día de hoy todavía se nos escapa algún grito y ya sabemos sin necesidad de preguntarnos, la causa.

Preparación de la Ruta 66

Después de que se pasaron los gritos agudos, la euforia, las emociones desbocadas y volvimos a ser personas adultas (ejem…), nos abrimos una botella de cava para celebrarlo. En casa todo lo celebramos así…

Calendario en mano, cuadramos las vacaciones de las tres, buscamos los mejores días para viajar y la cantidad de ellos para preparar nuestra la ruta a medida, respetando el paso de ésta por los 3939 km. (2448 millas), que tendríamos que recorrer en los días escogidos.

Cuando la agencia de viajes nos entregó la propuesta económica en firme de la Ruta 66, se nos pasó el efecto WOW y nació el UFFF

Empezamos a buscar información en Blogs para hacernos una idea del gasto diario. Encontramos gente que la había hecho a #highlevel y otros de manera más sencilla. Los Blogs te advierten qué hacer o no, qué ver o de qué se puede prescindir, pero nadie habla de lo que puede costar 15 días viviendo en esas carreteras de Dios.

Estuvimos haciendo nuestro presupuesto, contando vuelos, hoteles, alquiler del coche, presunta gasolina (no sólo de los kilómetros obligados, también de las visitas fuera de ruta a grosso modo), las obligadas comidas, y pequeños gastos extras como: “tráeme algo de la Ruta 66!!!” Imanes de nevera para todos, que no hay cash.

La cosa se disparaba, de verdad.

Con la ruta en mano que nos marcaba los kilómetros a conducir diarios, decidimos quitar una noche en Williams, ya que nuestra idea inicial era ir al Gran Cañón del Colorado dos días, se ha quedado en una visita y de pasada. Quitamos dos noches en Las Vegas, sólo estaremos una. Y mi tan anhelado atardecer en Santa Mónica… también decidimos quitarlo de la Lista de Deseos, sólo con esa noche eliminada nos ahorrábamos 600€, con tan sólo por una noche!!! Sí!!!! Una noche en Santa Mónica 3 personas 600 eurazos!!! Ya nos avisaron de que el fin de Ruta era el fin para cualquier bolsillo… Así que decidimos quedarnos en Los Ángeles la última noche, en el Paseo de la Fama, (que tampoco está mal) y visitar el embarcadero más famoso del mundo al día siguiente para hacer la foto de rigor en la señal que anuncia el fin de la Ruta 66.

Y con más paciencia que un santo, Carlos (especialista en la Ruta 66) nuestro asesor en Vanarasi Viatges, nos cambió en repetidas ocasiones los hoteles y los vuelos, intentando mantener la esencia de la Ruta y nuestros caprichos, como son Las Vegas que a mi especialmente no me llama nada pero sí a la Sandra, mi hermana con su pasión por el Gran Cañón del Colorado y la mía como es Alburquerque, Nuevo México (soy muy fan de Breaking Bad, tengo que ver la casa donde se rodó sí o sí).

La letra pequeña que nadie te cuenta en los Blogs:
  • Si recoges el coche en Chicago y lo dejas a 9 Estados de distancia, has de pagar 500$, by the face.
  • El alquiler de un GPS (imprescindible) para 15 días son más de 220$, cómpratelo aquí (yo no soy tonto), un modelo actual completo con todos los mapas del mundo y actualizaciones gratuitas de por vida por 169€, y ya lo tienes para siempre (putada si tu coche lo lleva integrado), aunque luego puedes hacer un Wallapop y aún ganas, o no pierdes tanto, según se mire.
  • Por los 9 Estados que vamos a pasar, ganamos 2 horas de reloj en total por los cambios horarios. Nosotras haremos la Ruta 66 originaria que es de Chicago (Illinois) a Santa Mónica (California). Si la haces a la inversa perderás esas 2 horas, a tener en cuenta para los Check-in, visitas a museos, o simplemente por las horas de los desayunos en los hoteles, que se tiene que madrugar mucho para aprovechar el día!
  • Para conducir en EE. UU. necesitas el permiso internacional de conducción temporal (por 1 año), es un puro trámite de papeleo en la DGT donde sólo has de pagar las tasas administrativas de 10,10€ (tasas vigentes 2016). Es simplemente una inscripción en un registro, pero ya has de perder una mañana… Y sí, lo has de hacer para evitar problemas con los polis chunguis de allí, que según nos han contado, salen de debajo de las piedras y ponen pegas a todo!

Mi intención es informar de lo que a mi me ha faltado encontrar navegando, de los pasos que vamos dando antes de irnos y por supuesto, de compartir esas pequeñas cosas (como el eslogan del anuncio de cerveza) que estoy segura que serán muy grandes y que nos encontraremos allí. El viaje de mi vida está en marcha!!!

Seguiremos con la Ruta 66!!!

Ahora me quedo escuchando Índigos, muy inspiradores para este post, con “Pray so you love me”. Espero que te gusten!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest